Y te preguntas cómo no alcanzas enormes retos…
¿Cómo quieres llegar a LO GRANDE si lo pequeño no lo ves? ¿Si a lo pequeño no lo consideras importante?

En enfocarte en alcanzar lo grande que tu mente cree, pierdes la importancia de lo que te acerca verdaderamente a un Gran Objetivo Espiritual y por lo tanto material y físico.

Comienza a ver qué pequeñas cosas estás descuidando en tu realidad de ahora. Pon foco en esos pequeños objetivos tan fácilmente alcanzables y que no haces. Pon energía en esos pequeños cuidados que tienes a milímetros de ti y no los consideras importantes en tu «cada día».

Y quizá así alcances objetivos verdaderamente GRANDES.
Que no están planeados por ti. Objetivos que no puedes ver ahora. Objetivos custodiados por tu Alma. Que sólo son alcanzables para «pequeños seres» con «pequeños propósitos».

Lo pequeño, que puedes juzgar como no importante, es lo que da la certeza a tu Alma a considerar que estás preparado para El PLAN de tu ALMA.

(Adabuhi)
2019, enero

¡No me hagas caso! Sólo lee, observa. Y ¡pruébalo!

Cuadro personalizado Fotografía Adabuhi